Después de 12 días de huelga, ayer día 26 de junio se cerró el conflicto en la limpieza del hospital universitario de la Arrixaca de Murcia. Mediante la movilización y con una participación masiva de la plantilla en la huelga se ha conseguido parar un ERTE. La pretensión de la empresa era enviar al paro a unas 50 trabajadoras durante dos meses aproximadamente y de manera rotativa, de forma que afectara buena parte de la plantilla, concretamente a 241 trabajadoras.

Después de 12 días de huelga, ayer día 26 de junio se cerró el conflicto en la limpieza del hospital universitario de la Arrixaca de Murcia.

Mediante la movilización y con una participación masiva de la plantilla en la huelga se ha conseguido parar un ERTE. La pretensión de la empresa era enviar al paro a unas 50 trabajadoras durante dos meses aproximadamente y de manera rotativa, de forma que afectara buena parte de la plantilla, concretamente a 241 trabajadoras.

El ERTE suponía un incremento importante en la carga de trabajo además de una bajada en la calidad del servicio y dado que de la limpieza de un hospital se trata esta cuestión se ha considerado importante durante todo el proceso. Estas eran las consecuencias a corto plazo, pero en un futuro próximo el ERTE suponía la antesala del ERE, ya que se de llevarse a cabo hubiera quedado patente que con 50 personas menos trabajando el hospital se limpiaba.

El pasado viernes se celebró una asamblea general de trabajadoras donde por una abrumadora mayoría (aproximadamente un 90%) la plantilla dio el visto bueno a la última oferta de la empresa, que consistía en la suspensión temporal "a todos los trabajadores de la plantilla el pago del denominado plus salarial diario por día efectivo", con un "importe anual bruto de 1000,32 euros". El acuerdo "se extenderá desde el 1 de julio de 2013 hasta como máximo el 30 de junio de 2016".

La empresa a cambio retira los 27 despidos y todos los expedientes disciplinarios abiertos durante la huelga, acepta una subida de salario, a partir de julio de 2014, de un 0,25% superior a lo que marquen las tablas salariales del convenio colectivo en vigor. De la misma forma se compromete a "que durante todo el período del acuerdo, no extinguirá el contrato de ningún trabajador, mediante despido objetivo, ni colectivo, sea cual sea la causa esgrimida, ni tampoco adoptará medidas adicionales de reducción de derechos laborales".

También se acuerda crear una comisión de seguimiento que se reunirá cada cuatro meses y si ésta "determinara que en el referido cuatrimestre se han reducido los costes, o aumentado los ingresos, la diferencia del importe correspondiente se repartirá entre todos los trabajadores de la plantilla proporcionalmente a su jornada, imputándose como recuperación parcial o total del plus suspendido."

Seccion sindical CGT en limpiezas de la Arrixaca